POESIA PALMERIANA

Los poetas somos como los leones, después de que nos disparen podemos lanzar nuestras garras. Página administrada por el poeta Ramón Palmeral, Alicante (España). Publicamos gratis portadas de los libros que nos envían. El mejor portal de poetas hispanoamericanos seleccionados. Ramón Palmeral poeta de Ciudad Real, nacido en Piedrabuena.
Contacto: ramon.palmeral@gmail.com

viernes, 22 de septiembre de 2017

Presentación del libro "Entre poemas" de Rosario Salinas, poetisa de Casolla de Segura





La mañana del 22 de septiembre de 2017 se presentó en el Centro Social (Sede la Universidad Miguel Hernández de Callosa) el libro "Entre poemas" de Rosario Salinas Marcos (1937-2015). Por Rosa María Cuadrado Salinas, José Antonio Charques y Ramón Fernández Palmeral.
ISBN 978-84-697-5249-4
Imprenta Molina (Callosa de Segura).   Consultar la versión digital en PDF
Ilustrado con poemas propios y otros dedicados a ella.
Fue presidenta del Grupo Poético Miguel Hernández de Alicante.
Recibió numerosos premios de poesía

Prólogo de José Antonio Charques
Introducción de Rosa María Cuadrado Salinas ( hija de Rosario Salinas)
Contiene un apunte biográfico.


.......................................ALGUNOS DATOS BIOGRAFICOS.................



Rosario Salinas nace en Callosa del Segura (Alicante, España) el 28 de septiembre de 1937, en el seno de una familia humilde de la que es la menor de tres hermanos. Hija y nieta de comerciantes y peluqueros, la familia Salinas siempre estuvo vinculada a las letras. Ella misma relataba que en la barbería de su padre se reunían a modo de tertulia informal poetas de la Vega Baja. En estas tertulias se encontraba su tío Francisco Salinas y, también según sus testimonios, acudían con cierta frecuencia Miguel Hernández, Santiago Moreno, Vicente Bautista, Gabriel y Ramón Sijé, Carlos Fenoll, Jesús Poveda, Manuel Molina,  Vicente Ramos, Carlos Sahagún y el pintor Gastón Castelló.

 Según cuenta en su autobiografía, su padre (Enrique) era un buen poeta, escritor, y también un lector insaciable. En su casa tenían una buena biblioteca con obras clásicas y libros de ciencia, biblioteca que Rosario conservó en parte y amplió a lo largo de los años. Confiesa que la influencia de su padre sobre la familia fue especialmente decisiva en sus vidas.

Su infancia estuvo marcada por dos circunstancias fundamentales: por una parte, el encarcelamiento de su
padre en la prisión franquista del Reformatorio de Adultos de Alicante durante cinco años, en los cuales la familia sufre grandes penurias (Enrique había sido encarcelado por su afilición al Partido Socialista).  Enrique (el mayor de los tres), Antonio y Rosario.

 Por otra, la imposibilidad, debido a razones sociales y familiares, de continuar sus estudios más allá de los escuela básica. Rosario siempre quiso estudiar y para ella fue una gran decepción no poder emprender estudios medios ni universitarios. Su futuro se veía abocado, como el de la gran mayoría de personas de su entorno, a la formación justa para poder incorporarse a un trabajo lo antes posible, en un panorama laboral ya de
por sí complicado y escaso. Hizo lo que estuvo en su mano para mejorar por su cuenta su cualificación, y ese afán por aprender le lleva a cursar por correspondencia los estudios de estética, corte y confección, contabilidad y francés. En 1961 contrae matrimonio con el que será su compañero durante toda su vida, Manuel Cuadrado, y en 1963...
........................
Fotos




jueves, 21 de septiembre de 2017

Conferencia de María Teresa Rodríguez. "Y si hoy fuera el último día". Presentada por Ramón Fernández Palmeral

Día 5 de octubre a las 19.30 en Ámbito Cultural de El Corte Ibnglés de Alicante.
Conferencia "Y si hoy fuera el último día de tu vida" de María Teresa Rodríguez Cabrera.
Presenta: Ramón Fernández Palmeral

Coferencia sobre al Vida y obra de Manuel Molina, en el centenario de su nacimiento. 23 de octubre

Día 23 de octubre a las 19 horas. Conferencia: Vida y obra de Manuel Molina, en el centenario de su nacimiento. Impartida por Ramón Fernández Palmeral. acompañado por Clemencia Molina Varó (hiaj del poeta). En la sala de Ámbito Cultural de El Corte Inglés de Alicante.

Poemario "El Lampista" de J.M. Almécija, con prólogo de Ramón Fernández Palmeral


Poemario del poeta almeriense J.M. Almécija, con prólogo de Ramón Fernández Palmeral.
Editorial Circulo Rojo, de 75 páginas y 27 poemas.
Pedidos a  info@editorialcirculorojo.com
......................
..........................
Adjunto unos párrafos del prólogo  de Ramón Fernández Palmeral



LA EXPERIENCIA VITAL

    A mediados del mes de mayo del actual, me entrevisté con un poeta joven que empieza a dar fuerte con un poemario titulado El Lampista. El sentimiento de una experiencia vital, lleno de experiencias personales que firma como J.M. Almecija (Juan Miguel Almecija nacido en Almería en 1988). Como dice el propio poeta  esta entrega es su «opera prima»  y lo hace «como una travesura de mi alma que fluye por mi pluma…» (Prólogo del autor). Escribe lleno de ilusión y esperanzas de trasmitir al lector sus muchas experiencias de la vida, a pesar de ser un joven de veintiocho años.
     Me he leído con satisfacción los veintiséis poemas que lo componen, y como adelanto advierto que me he encontrado con un grito lírico nuevo, buscaban comunicar numerosas ideas con la mayor concisión posible; es de un joven que entiende que la vida es más complicada de lo que parece; algunos poemas son un tanto lúgubres, y que cómo Almecija me dijo que es un gran lector del escritor y poeta romántico estadounidense  Edgar Allan Poe. Por ello, le dedica el poema número 24 titulado: «Cuento gótico. (Un guiño a Edgar Allan Poe)», que está relacionado en la novela gótica o de terror, de personajes extraños y exóticos, propio de la sensibilidad romántica. En este poema podemos ver a un poeta afligido como el amante del poema de Allan Poe «El Cuervo», en un ambiente sobrenatural y escribe Almecija: «Ando en cielo/ abierto, me encuentro mas solo/ que mi tropas hambrientas de sangre verde.» (Primera estrofa de «Cuento góticos» número 24)...
 (fragmento)




miércoles, 20 de septiembre de 2017

Conferencai de MARÍA TERESA RODRIGUEZ CABRERA, DIA 5 DE OCTUBRE EN Ámbito Cultural

Jueves, 5 de octubre.- 19,30 horas. Lugar: Ámbito Cultural de El Corte Inglés. Conferencia: Y si hoy fuera el último día de tu vida…Basada en el poema del mismo título publicado en mi poemario De aves y ángeles. Imparte: María Teresa Rodríguez Cabrera, licenciada en Económicas y Empresariales, conferenciante ypoeta. Presenta: Ramón Fernández Palmeral, escritor, pintor y poeta.

lunes, 18 de septiembre de 2017

Las pinturas rupestres de Tassili. ¿Extraterrestres?




 
Después de estudiar las regiones de Tan-Zumaitak y Tamir, el equipo de Henri Lhote se dirigió al pequeño macizo de Yabbaren. “Cuando veas Yabbaren –le había dicho su viejo camarada Brenans– te quedarás estupefacto”. Y así fue en realidad. Yabbaren que el idioma de os tuaregs significa “los gigantes” se distingue por las presuntas representaciones humanas, gigantescas y desconcertantes. “Cuando nos encontramos entre las cúpulas de areniscas que se parecen a las aldeas negras de chozas redondas – dice Lhote– no pudimos reprimir un gesto de admiración. El conjunto constituye una verdadera ciudad, con sus callejas, sus encrucijadas, sus plazas; y todas las paredes están cubiertas con pinturas de los más diversos estilos, aunque sobresalen los “dioses de cabeza redonda”, frescos de gran tamaño pintados en los tiempos prehistóricos, entre los 7.500 y 8.000 años antes de Cristo”.
Se trataba de grabados de seres de gran estatura que aparecen representados en varias escenas junto a cazadores del neolítico. Estos últimos, frente a aquellos, eran mucho más bajos. Y aquéllos, frente a éstos, parecían estar protegidos por armazones que se antojan propios de auténticos trajes de astronauta.
Los expertos dicen que los cazadores que aparecen en las escenas presentan, al igual que los animales, un marcado carácter realista. Bajo este prisma, habría que pensar lo mismo a propósito de los peculiares humanoides, que serían en realidad tal cual los pintaron.

Una de las figuras, de seis metros de altura fue bautizada como «el gran dios marciano». La imagen se convirtió, desde ese preciso momento, en uno de los iconos más representativos de lo que pudieron ser visitas de seres de otros mundos en el pasado. A fin de cuentas, esos grabados son algo así como libros de historia que reflejan hechos singulares a los que nuestros ancestros habían asistido, y de entre todos los hechos, aquél fue o debió ser, sin duda, el más excepcional.
El mismo Lhote luego de observar al gran dios de seis metros de alto pintado en el techo combado de un abrigo profundo, escribió: “Hay que retroceder un tanto para verlo en conjunto. El perfil es simple, y la cabeza redonda y sin más detalles que un doble óvalo en mitad de la cara, recuerda la imagen que comúnmente nos forjamos de un ser de otro planeta”.
Los “marcianos” –prosigue– abundan en Yabbaren y hemos podido trasladar no pocos frescos espléndidos referentes a su estadía. Brenans había señalado algunos pero las mejores piezas le habían pasado por alto pues son prácticamente invisibles y para volverlas a la luz había sido menester un buen lavado de las paredes con esponja.


Entre estos descubrimientos aparece un gran fresco cuya figura central es el “dios astronauta” al que Lhote considera representante de un período algo anterior (cabezas redondas evolucionadas) al del “dios marciano” (cabezas redondas decadentes).
Sin embargo, los presuntos “cosmonautas” se repiten también en Azyefú, en Ti-n-Tazafif y en Sefar. En Ananguat, dentro de un fresco de estilos diversos se observa un extraño personaje a que con los brazos tendidos hacia delante sale de un curioso ovoide. Al respecto, Lhote ha escrito lo siguiente al describir el fresco. “Más abajo, otro hombre emerge de un ovoide con círculos concéntricos que recuerda un huevo…Toda prudencia es poca para interpretar semejante escena, ya que nos hallamos ante unos temas pictóricos sin precedentes”.

Estas palabras del célebre explorador que rescató el patrimonio artístico de desconocidos hombres prehistóricos, señalan con exactitud los términos en que se halla planteado el enigma de muchos frescos del Tassili. Cualquier afirmación puede ser aventurada.A día de hoy no existe otra explicación para las pinturas de Tassili. Representaban a alguien, pero falta saber a quién.
Las más recientes investigaciones inciden en lo ya señalado. Pierre Colombel, director del departamento de prehistoria del Museo del Hombre de París, es quien en la actualidad trata de resolver el enigma. Su conclusión, por el momento, es inequívoca: “Aquellos hombres de enorme estatura y cubiertos con monos y escafandras son divinidades y criaturas que para los antiguos habitantes del Sahara eran auténticos dioses”.
Tassili seguirá siendo objeto de estudio. De hecho, estas pinturas –como ya he dicho– además de poder constituir una prueba de la visita de seres de otros mundos en el pasado, los estudios han puesto al descubierto también una serie de grafías que bien pudieran representar los primeros signos pertenecientes a un antiquísimo lenguaje y escritura. De confirmarse, habría que comenzar a pensar que aquellos hombres tuvieron acceso a una serie de conocimientos que les llevaron a elaborar lo que pudo ser la primera escritura. Entonces, podríamos sopesar una fascinante posibilidad: ¿se la revelaron sus dioses con aspecto de cosmonautas?
Planeta Encantado. Capitulo 9. Sahara Azul. J.J.Benitez
Para el hombre del siglo XXI, el Sahara es un inmenso desierto, de 10 millones de kilómetros cuadrados. Un hábitat extremo, una región desolada, un entorno hostil, donde la supervivencia es un reto…. Este nuevo viaje confidencial permitirá retroceder en el tiempo, y descubrir que el Sahara no fue siempre así…

Video del recital del Grupo AMARILIS, de espejo de Alicante, 14 de septiembre en Sede Univdersidad. Franchi

domingo, 17 de septiembre de 2017

Ramón Palmeral y Rosel Caballé, en la Sede de la Universidad en el recital del Grupo Amarilis.

(Foto de Frnachi)


Ramón Palmeral y Rosel Caballé, en la Sede de la Universidad en el recital del Grupo Amarilis, el 14 de septiembre. Estuvo presentado por Paco Burló y José Antonio Asencio, de ESPEJO DE ALICANTE.

Un gran grupo poético, de los mejores de Alicante actualmente.


martes, 5 de septiembre de 2017

PRESENTACION DEL Nº 40 DE LA REVISTA AUCA







PRESENTACION DEL Nº 40 DE LA REVISTA AUCA

 Por Ramón Fernández Palmeral.


    Ayer tarde 7 de julio, asistí a la presentación del número 40 la revista impresa AUCA (Literaria y Artística de Alicante) de tirada cuatrimestral, edición en la que colabora el Ayuntamiento de Alicante. La presentación se inició a las 20.30 horas en la Sala Miguel Hernández de la Sede de la Universidad de Alicante (Canalejas) por su presidente Luis S. Taza, que dio paso a Juan Ramón Prieto, del consejo de la redacción, quien hizo una detalla presentación del muy variado contenido de este número.

   La portada está dedicada al 75 aniversario de la muerte del universal poeta Miguel Hernández, representada su imagen por una obra en cerámica pintada y cuarteada que es obra de Omar Arráez. Al autor de “El rayo que no cesa” se le dedica un cuadernillo final de 8 páginas con poemas de: Ramón Rico Quesada, Mercedes R. García-Olías, Ricardo Picó, Pilar de Juan y María Teresa Rodríguez; así como textos en prosa de Manuel Parra Pozuelo, Adolfo Celdrán y Condevolney. Estos poetas recitaron sus trabajos en la tribuna de oradores con gran aceptación y aplausos del numeroso público asistente.

   El cuerpo de la revista está compuesto por obras poéticas y prosas de  las colaboraciones de los socios de la revista, que se denominan “aucanos”, un grupo fundado en Alicante en 2003. Entre los poemas recitados destaco el de Trinitario Rodríguez dedicado a la gran poeta de  Callosa del Segura ya fallecida Rosario Salinas Marcos.  El acto consistió en un recital y en tres actos donde cantó el trío alicantino “25 de mayo”, con canciones propias y populares acompañados de guitarra, acordeón y bandolina.

   La parte central de la revista se la dedican a tres forjadores (escultores del hierro), de prestigio internacional como al zamorano Matías Prieto Vaquero (1912-1995), obra suya estuvo en el Vaticano en el papado Pablo VI; el alemán afincado en Alicante Hans Some (Múnich 1968-   ); y Alejandro Cremades, natural del Elda, con escuela de forja en Onil, que en mayo 2017 fue distinguido como Embajador designado por la UNESCO para representar a España en Sicilia. Las páginas 25 al 35 se ilustran con 6 representaciones de las obras en hierro, que son de una delicadeza emocionante, y me pregunté adónde han logrado llegar estos tres artistas del hierro con sus  fraguas incandescentes.

     Para mi sorpresa y curiosidad resultó que Matías Prieto fue el padre de José Ramón Prieto, consejero de redacción de AUCA, que recordó a su padre y nos contó una curiosidad: “Mi padre en mi niñez -herrero del pueblo-, al terminar la faena diaria, tenía por costumbre tomar el espetón incandescente, introducirlo en agua y, una vez reposada del vapor y calor que lo inundaba se lo bebería; más de una vez me incitó a probarlas. Un día le pregunté: ¿Por qué hace usted  eso? Porque en ello, me dijo, trago todo lo que es la vida: aire, agua, tierra y fuego”.

     Durante el acto del recital se proyectó un magnífico video sobre los tres forjadores realizado por Condevolney con narración de Mercedes Rodríguez, encargada de maquetación, que posee una gran voz y una perfecta entonación.

     Alejandro Cremades subió a la mesa de oradores y fue entrevistado por  Manuel Parra Pozuelo, poeta y coordinador de la revista, que dijo que tras haber visto el video, se había quedado conmocionado y exclamó a dónde ha llegado el arte de la forja? Alejandro tras agradecer a la organización la publicación de sus obras, dijo –entre otras cosas- que la civilización no hubiera sido posible sin el descubrimiento y la forja del hierro y sus derivados.

    El acto de presentación de este número 40 de AUCA finalizó con las enhorabuenas y las fotografías con el grupo de alumnos del maestro forjador Alejandro Cremades venidos de Onil.